Brécol con tomates secos y piñones tostados



¿Estás pensando en realizar una receta totalmente sabrosa y también muy sencilla? Piensa en saltear el brécol ya cortado en ramitas, previamente limpio, en una sartén con un poquito de aceite. Añade sal y ajo en polvo al gusto y cuando lo tengas ya listo, reserva. Si te gusta crujiente hazlo así, pero si quieres que gane un poquito más de cocción, echa un poquito de agua (un par de cucharadas) y tapa durante unos minutos para que se haga al vapor.

En otra sartén, tuesta los piñones con un poquito de aceite de oliva hasta que estén más dorados, agrega los tomates secos que primeramente habrás puesto a remojar en agua, al menos una noche, para que se hidraten. Sofríe todo junto al menos 2 minutos más y mezcla con el brécol.

Será una manera muy sana de comer verduras sin carne, olvidándote del jamón que se suele usar con preferencia con este alimento, con la coliflor y con los guisantes.


Publicar un comentario

0 Comentarios