GuidePedia

0


La buttercream es la cobertura de las cupcakes, cada una es totalmente diferente y ganarás en popularidad cuando sirvas estos dulces en las meriendas y en las reuniones de los niños o incluso para tomar el té por las tardes con las chicas.

Para comenzar a hacer la buttercream de fresa, mezcla en un bol hondo, al menos 200 gramos de mantequilla y también un poquito de extracto de vainilla. No te olvides de poner 300 gramo de azúcar así como el puré de al menos 60 gramos de fresa o en su defecto unas cucharaditas de colorante alimentario con un par de cucharaditas de leche.

Mezcla todo bien con unas varillas eléctricas hasta que la mantequilla esté blandita, manipulable y brillante. Entonces coloca la buttercream en una manga pastelera y decora la cupcake a tu gusto. ¡Te encantará el resultado final! Y además podrás colocar frambuesas y fresas encima.




Publicar un comentario

 
Top