GuidePedia

0

El flan es uno de los postres más versátil e internacional que existe, podemos cocinarlo con diferentes materias primas y distintos sabores con el único límite que tu imaginación pueda poner. En esta ocasión vamos a aprender a preparar un delicioso flan de leche de oveja, cuyo sabor te hará la boca agua. Este tipo de flan se elabora en el horno para que quede perfecto y así seguimos la receta tradicional.

Para ocho personas vamos a necesitar medio litro de leche de oveja, dos huevos, dos yemas, unos 150 gramos de azúcar moscabado, 20 gramos de piñones, 100 gramos de membrillo, 100 ml de agua, 200 ml de nata y 25 gramos de azúcar blanco. El azúcar moscabado es azúcar de caña integral y no esta refinado, su color es marrón oscuro y contiene mucha melaza. Comenzaremos por colocar 75 gramos de azúcar moscabado en la sartén y lo fundimos para luego verter un poco en cada flanera  y añadir los piñones.

Después en un bol batimos los huevos, las yemas y el resto del azúcar moscabado, vamos vertiendo poco a poco la leche hasta que mezcle bien. Llenamos las flaneras con la mezcla y la bandeja de horno ponemos agua hasta que cubra la mitad de las flaneras, es entonces cuando horneamos al baño maría durante 20 o 30 minutos a 150º. Cogemos el membrillo y en un cazo le añadimos el agua y lo fundimos, mientras montamos la nata con el azúcar blanco y adornamos los flanes desmoldados con un poco de salsa de membrillo y la nata montada.

Publicar un comentario

 
Top